La nueva marca de La suerte sonríe a los audaces

La nueva marca de La suerte sonríe a los audaces http://lasuertesonriealosaudaces.blogspot.es/







lunes, 22 de octubre de 2012

Un poco de gallegas y vascas










Mucha gente está cayendo en la tentación de interpretar las elecciones vascas y gallegas en clave nacional. Francamente yo creo que esto es un error, porque tanto Euskadi como Galicia tienen realidades particulares y ajenas a la realidad del conjunto del país, por distintas razones. Y no es porque los resultados lleven a concluir eso, al revés, es que los resultados excepcionales de ambas comunidades son reflejo evidente de esa realidad.
¿No se pueden sacar conclusiones a nivel nacional? Alguna se puede sacar no obstante, pero creo que va a ser un error intentar extrapolar situaciones. Los partidos políticos lo hacen (o no) en función de sus conveniencias pero eso es puro artificio. No creáis jamás a un partido político haciendo interpretaciones de las elecciones, no es más que una tonificación interesada, no es más que combustible para la hoguera de las vanidades.

Las elecciones autonómicas es Galicia y Euskadi han dado resultados bastante fieles a las encuestas previas, aunque con mínimas desviaciones. Si hay una conclusión que se puede sacar a nivel general de estas elecciones es que las empresas demoscópicas funcionan relativamente bien.
Fijándome en Galicia sobre todo me da la sensación de que sí hay un pequeño voto oculto al PP. En los últimos meses hemos asistido a dos tipos de encuestas, las que eran fidedignas al voto declarado por los entrevistados y aquellas que “cocinaban” el mismo en función de resultados anteriores y de la suposición de la existencia de un voto oculto. Las últimas suelen dar unos puntos más de voto a los partidos mayoritarios (PP y PSOE) que las primeras.
Yo pensaba que las encuestas que cocinaban menos estaban mostrando mejor la opinión del país y lo sigo pensando, lo que pasa es que seguramente las segundas predicen mejor el comportamiento del voto. Si, por ejemplo, las distintas encuestas dicen que el PP a nivel nacional está ahora entre un 30 y un 35% en estimación de voto, es posible que si hay elecciones hoy estuviésemos más cerca del 35% que del 30 (en contra de lo que pensaba hace un par de meses), aunque creo que la opinión del país está en ese 30% de apoyo “real”. Hay gente que vota con miedos ancestrales, por inercia o a última hora, pero a nivel de voto eso cuenta igual.

En Euskadi existía en estas elecciones una situación específica. Hace 4 años Batasuna no pudo presentarse por lo que la participación bajó y todas las fuerzas políticas quedaron sobredimensionadas en el parlamento. Si observamos estas elecciones vemos como todos los partidos han bajado menos Bildu, pero realmente no se pueden contabilizar así las cosas por la razón comentada. La ligera bajaba del PNV y la moderada del PP estarían enmarcadas en esta “disolución” del voto por la entrada de Bildu, por lo que podemos concluir que su apoyo es básicamente el mismo que tenían hace 4 años (quizá algo más el PNV y algo menos el PP, pero con pocas diferencias).
El que ha caído brutalmente es el PSE. El PSOE está cayendo en todas partes pero Euskadi es un territorio con una realidad muy específica. Gracias al concierto económico y a su potencia industrial la crisis está afectando menos que en el resto del país (es la comunidad que menos paro tiene, por ejemplo) y los recortes han sido mucho más suaves. En esta legislatura, además, ETA declaró el fin definitivo de la violencia. Patxi López no daba la sensación de ser un mal lehendakari y su caída es algo rarísimo si lo analizamos desde parámetros políticos normales.
Más que su propia política creo que a López le ha perjudicado dos cosas. La primera la pertenencia al PSOE, que está en plena disolución excepto en sus feudos históricos (Andalucía y Extremadura) dónde todavía a duras penas aguanta. La segunda, y más específica del país vasco, es que tengo la sensación de que la mayoría de Euskadi ha considerado al gobierno del PSE como un gobierno ilegítimo. Si Patxi fue lehendakari fue porque, seamos realistas, a Batasuna se le prohibió presentarse. Si cualquier marca abertzale se hubiese presentado a las anteriores elecciones el PSE no hubiese podido gobernar con la ayuda del PP y UPyD. Esto creo que ha pesado muchísimo y seguramente le ha llevado a perder votos a pesar de no estar especialmente mal considerado por los vacos.

La mayor de las sorpresas para un lector no vasco es ver como Eh-Bildu se alza con un 25% de los votos. No caigamos en decir que EH-Bildu es Batasuna porque no es verdad, pues además de Batasuna en esta coalición está EA y Aralar, partidos que eran legales y que llevan muchos años en el parlamento vasco. Pero sí que es verdad que si restas el apoyo que tienen estos partidos al resultado sacado por EH-Bildu podemos ver como el voto de Batasuna más el voto de gente que se ha acercado a la coalición en estos meses (que los habrá y muchos) ha sido muchísimo, mucho más que el que tuvo Batasuna en el mejor momento de su historia.
Todo esto parece un poco frustrante. Batasuna ha sido generalmente rechazada por el electorado por apoyar a ETA. Sin embargo resulta que ETA se disuelve y, automáticamente, todo este rechazo se convierte en apoyo y la gente va en masa a votar a EH-Bildu. No sé, me parece que la gente ha vendido su voto demasiado barato y que, después de 30 años apoyando (o entendiendo) la violencia de ETA, han conseguido un perdón demasiado rápido e incondicional.
También es verdad que estamos en un momento excepcional donde los partidos tradicionales y las estructuras políticas están desmoronándose. EH-Bildu, además de su independentismo, ha cogido una bandera de izquierda antiglobalización y anti-austeridad que tiene apoyo popular. Esto le habrá dado votos de gente que probablemente no tiene al independentismo como una prioridad ni tan siquiera una necesidad. Adicionalmente hay que ver que la caída de los votos de los demás ha hecho que el porcentaje de Bildu suba (respecto a 2005, dónde sí se presentó el PCTV, la participación ha caído más de tres puntos). Para finalizar creo que la candidata de Bildu, Laura Mintegui, era una buena candidata. Alguna cosa le he leído y francamente no me ha desagradado a pesar de lo contrario que soy al nacionalismo.
El éxito de Bildu nos debe hacer pensar, de nuevo, hasta qué punto fue una buena idea la ilegalización de Batasuna en su momento. ¿No le hemos dado la posibilidad de hacerse pasar por víctimas? Después de la legalización Bildu ha cogido la bandera de la “paz para todos”, sin recrearse en sus años de ilegalización. En cierta manera parecía como si fuesen los únicos que miraban al futuro, mientras los demás estaban preocupados de hacerle entender a la sociedad que ellos eran los ganadores. Todo este debate es bastante tramposo pero intuyo que la sociedad lo ha visto como EH-Bildu quería que lo viese.

Otra especificidad del País Vasco sobre el resto de España es que los partidos ascendentes a nivel nacional, UPyD y IU, en vez de subir bajan o se mantienen. En cierta manera es normal. UPyD propone eliminar el concierto vasco y por eso mismo tiene un papel dificilísimo en Euskadi.
IU ha aparecido dividida en dos listas. Ezker Batua y Ezker Anitza, con programas asombrosamente parecidos. El electorado ha percibido que se han separado sencillamente por egos personales, pues las discrepancias no eran tantas como para separarse. Si se hubiesen presentado juntos posiblemente hubiesen sacado algunos diputados, que probablemente se hubiesen restado a los de EH-Bildu mayoritariamente, dejando quizá una sensación diferente sobre estas elecciones. Pero no, EB y Ezker Anitza han sacado lo peor de cierta izquierda sectaria y “purísima” que hay en este país justo cuando menos lo necesitaban.


Las elecciones en Galicia también están circunscritas a la especificidad de Galicia, aunque creo que en este caso hay alguna conexión más con la política nacional.
Tengo que reconocer que yo era el primero que pensaba que el PP no iba a ganar. Desde los parámetros nacionales, donde el PP ha perdido el apoyo de entre el 20 y el 25% de los que le votaron el 20-N, parecía inconcebible que el PP no disminuyese de votos y escaños, y eso llevaba inexorablemente a que no mantuviese la mayoría absoluta. Reconozco que me equivoqué.
En cualquier caso el PP sí ha bajado de porcentaje de votos (un punto), lo que pasa es que esto está bastante circunscrito a aquel voto emigrante de personas de 150 años que resucitaban misteriosamente para votar a Fraga. Ahora, que parece que los nacidos en la época del general Prim han tenido a bien dejar de votar, este voto pro-PP en porcentajes difícilmente creíbles ha desaparecido. Los vivos que han dejado de votar al PP de Galicia parecen pocos.
Lo que ha llevado al PP a aumentar en escaños realmente ha sido el alto voto nulo y en blanco (más del 5%, cuidado con esto) y quizá que la oposición estaba dividida en tres partidos y no en dos como antes, activando así la gracia de la ley electoral.

¿Cómo es posible el PP no haya sido castigado en las elecciones Gallegas? Hay quien dice por ahí que en la Galicia rural aún no ha llegado la televisión pero seamos serios por favor e intentemos analizar las cosas con criterio.
Lo primero que hay que tener en cuenta es que Galicia es la región por excelencia del PP de toda la vida. Durante los 80 la AP de Fraga no alcanzaba ni el 30% de los votos a nivel nacional. La dirección de AP de entonces entendió que alguien como Fraga, autoritario y proveniente del franquismo, jamás iba a ganar unas elecciones nacionales y lo cambiaron por un líder más moderno, mandando a Fraga a Galicia como candidato autonómico. Bien, pues mientras Fraga tenía imposible ganar una elección a nivel español en Galicia sacaba mayorías absolutas.
Galicia es una región absolutamente conservadora, sobre todo por su mundo rural donde el PP saca un porcentaje soviético de votos. En las ciudades el PP está normalmente en retroceso, pero en la Galicia rural parece como si la crisis, los recortes o cualquier eventualidad no hubiese llegado. Yo desconozco que pasa en Galicia realmente pero todos conocemos las denuncias de caciquismo decimonónico que constantemente denuncia la oposición en Galicia y francamente, si observamos los porcentajes de votos a favor del PP en la Galicia rural es difícil asegurar que la normalidad democrática está extendida en esas tierras (ojo que no estoy diciendo que haya fraude electoral).
En cualquier caso resulta inconcebible ver como el PP, que en todas partes está perdiendo votos a favor de UPyD, no lo haya hecho en Galicia. UPyD está creciendo en todas partes y en Galicia sólo ha subido ¡Un 0,07%! Además en Galicia había otro partido de derechas con bastante publicidad mediática, el del ex banquero Mario Conde, que parecía que iba a quitar votos al PP. Bien, pues Conde sólo ha sacado un 1% de los votos, menos que ciudadanos en blanco (que realmente deberíamos sumar al voto en blanco).
Esta fortaleza del voto del PP es inverosímil y responde a una excepcionalidad gallega, algo parecido a la excepcionalidad andaluza del PSOE que también tiene en esa comunidad un bloque muy firme de votantes, aunque algo menos firme que el gallego. Esperaremos a ver análisis de medios, periodistas y políticos serios para ver si podemos dilucidar mejor el por qué de esta realidad absolutamente ajena al sentir del país.

Hay quien dice que Feijoo ha sido un gran gobernante y tenía Galicia saneada. Yo creo que eso no es verdad. Feijoo es de lo mejorcito que hay en el PP (aunque no hace falta nada excepcional para eso) pero aún así ha hecho recortes y tiene un problema de déficit que ha ido arreglando con ingeniería financiera. Ojo, lo de la ingeniería financiera lo han hecho todas las comunidades, pero sí que es cierto que Galicia debe estar llegando a un punto límite y muestra de ello es que Feijoo adelantó las elecciones sin necesidad alguna.
¿Tan distinta es la situación de Galicia a la de otras comunidades? Yo creo que no. Hay recortes, aumento de paro (aunque menos que la media del país), las cajas de ahorro han quebrado y su fusión, impulsada por la Xunta, ha fracasado (además está todo el tema de las preferentes de caixanovagalicia). Quizá las comunidades más rurales notan menos la crisis y eso puede explicar parte del mantenimiento del voto al PP, pero no lo explica todo. Creo que hay razones mucho más profundas.
La gran sorpresa en Galicia ha sido la fuerza de Alternativa Galega de esquerdas de Xosé Manuel Beiras. Con un 14% de votos ha entrado en el parlamento gallego con una fuerza inusitada, arrasando con el BNG y el PSdG. La alternativa Galega es una especie de Compromís a la gallega, aunque en este caso lleva incluida a IU, algo que en la comunidad valenciana no ocurre. AGE llena ese espacio de izquierda unitaria que está vacante en este país y que integra la fuerza de los movimientos sociales a diferencia de una IU que, llena de dogmatismo, nunca ha sabido hacerlo. Cuidado que esta coalición está sólo a 6.5% del PSdG (muy del estilo de la última encuesta en Valencia) y, tal y como están las cosas, puede situarse como primer partido de la oposición en muy poco tiempo.
Si os fijáis en los datos AGE ha tenido excelentes resultados en A Coruña y Pontevedra (más urbanas) y malos en Ourense y Lugo (más rurales). AGE se ha nutrido del voto urbano de forma parecida a como IdPV (partido integrante de Compromís) lo hace en la comunidad valenciana.

Por último quería sacar una conclusión nacional de todo esto. No es por estos resultados simplemente, porque como he dicho son comunidades con realidades muy específicas, sino más bien porque estos resultados (sobre todo el gallego) están en línea con lo que estamos observando hace meses.
La conclusión es que el PSOE está desmoronándose a un nivel casi irrecuperable. EL PSOE lleva el camino del PASOK griego, es decir, de ser superado por otra fuerza a su izquierda. En algunas comunidades (Galicia, Comunidad Valenciana) está a punto de pasar, y si eso no está pasando a nivel nacional es porque esta tercera izquierda que se sitúa en medio de PSOE e IU dónde ya ha cuajado lo ha hecho de forma regional, no nacional.
Si se articula una izquierda nacional con estos mimbres y puede generar algo coherente superando las tensiones regionales de estos movimientos, el PSOE probablemente pasará a una posición secundaria políticamente.

En el PP estarán encantados con esa debacle del PSOE. Cuando la situación es desesperada los partidos se tonifican con los males ajenos sin mirar a su propio ombligo, y eso es lo que le pasa al PP. Si fuesen mínimamente críticos se darían cuenta que si algo ha demostrado estas elecciones es que las encuestas están bastante acertadas, y eso quiere decir que el PP ha perdido a la cuarta parte de su electorado nacional en 10 meses y antes de pedir el rescate.
Hay un refrán español que dice que “cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”. Lo que le pasa al PSOE hoy le pasará al PP mañana en su mismo grado (porque pasar ya le está pasando). Y que no piensen que por haber anulado al chorizo de Conde van a mantener su exclusividad en el campo de la derecha. Otros partidos de derechas aparecerán, gente del PP se irá del partido y el PP acabará haciendo aguas por todos lados. Quedan meses para eso. ¿No me creéis? Al tiempo.

7 comentarios:

  1. "En las ciudades el PP está normalmente en retroceso"...bueno, no exactamente, en realidad el PP obtuvo en todas las grandes ciudades un mayor número de votos, incluso diría que quedó por delante del resto de partidos en todas las siete grandes ciudades...incluso en Vigo, que se ha convertido en un feudo del PSOE desde el regreso triunfal del César Abel Caballero. La victoria del PP en Galicia se explica por la demografía -país de vellos, país rural, un país conservador- y por el elenco de partidos que se presentaban con y contra el PP. Desde el vendedor de enciclopedias bajo las siglas del PSOE hasta el BNG, que sigue en sus sueños húmedos identitarios, pasando por AGE, que es una reunión de gente urbanita y moderna con gafas de pasta y un discurso facilón en gallego normativo, ninguno ha sabido ofrecer algo mejor, o presentarse como una alternativa seria de gobierno. Es difícil convencer a un pueblo en que la parte gruesa del esquema poblacional ronda los 40-50 años y cada día más avejentado de que vote a opciones políticas que, en el caso del PSOE, son referente por su ineptitud para gobernar y también para hacer oposición, o en el caso de BNG y AGE se presentan bajo un manto de utopismo y mesianismo en forma de socialismo asambleario. Se dirá que AGE era realmente una alternativa capaz de agrupar al voto socialista descontento con parte del voto nacionalista y el voto de IU-Equo. Bueno, lo cierto es que cualquier persona que no haya caído presa de la inocencia inherente al movimiento 15-M y demás sabe que propuestas como proclamar la III República o convertir a NCG en la banca pública gallega, sumadas a esa dialéctica anticapitalista y estatalista y al ego descomunal de un Beiras empero inteligente, no resuelven los problemas principales que preocupan a los gallegos. Todo ello constituye la explicación de los resultados electorales en Galicia: un pueblo de mentalidad conservadora, donde casi todo el mundo es propietario de una finca, y al que le interesa más no empobrecerse más o empobrecerse lo menos posible que votar a algunos programas que son castillos en el aire. Los gallegos han votado por el mal menor encarnado en Feijóo, aunque en la modesta opinión de un servidor todos los candidatos pertenecían a la misma escala de grises. O también se podría decir que la verdadera ganadora ha sido la abstención. En cualquier caso lo positivo a mi modo de ver es que el PSOE hace aguas por todos lados. Si el proceso de descomposición del PSOE se acelera con la elecciones catalanas, el Nobel de la Paz 2013 habrá que dárselo a ZP, que habrá dejado España al borde del precipicio pero a cambio ha hundido al PSOE.

    ResponderEliminar
  2. Andrés,

    El retroceso de votos en las ciudades lo veriamos respecto a 2009. Que el PP saque más voto en las ciudades respecto a su más cercano competidor es algo que no pongo en duda, por la propia división de la oposición, pero la cuestión es si se desplaza el voto del PP hacia la oposición y hasta qué punto.
    Vi un par de casos (no recuerdo) un poco por encima y me pareció que confirmaba esto, sobre todo por la presencia de AGE. Sería interesante coger los 5 ó 6 nucleos urbanos más grandes de Galicia y ver qué está pasando ahí.

    Una pequeña crítica: Con todo lo que ha pasado en este país desde el 20-N pasado no sé hasta qué punto tiene sentido seguir sacando a ZP en los discursos. No es tu caso probablemente, pero seguir pensando en el gobierno ZP a estas alturas me parece un truco para tapar todo lo que ha pasado este último año a todos los niveles y eso es algo que no nos podemos permitir.

    Saludos,

    ResponderEliminar
  3. En los grandes núcleos urbanos ha ganado el PP. Pese a todo, han perdido casi 150.000 votos. Por tanto, aún renovando una mayoría absoluta y ganando 3 escaños, se podría decir que menos euforia y más autocrítica. Con todo las políticas del PP en Galicia son sustancialmente diferentes de las del PP en España. Eso y que el PSOE no ha sabido funcionar como partido en la oposición tanto en el Parlamento regional como en las Cortes. Los votos socialistas se han trasvasado en parte a AGE, y también en parte se han quedado en casa. Repito, la gran ganadora es la abstención. Sobre lo de ZP, simplemente era un comentario jocoso para poner de relieve la conveniencia de una renovación del PSOE. Ya es hora de liquidar la herencia de Pablo Iglesias.

    ResponderEliminar
  4. Andrés, la herencia de Pablo Iglesias está liquidada desde que desplazaron a Rodolfo Llopis de la dirección y pusieron a Felipe González, hace unos 40 años.

    ResponderEliminar
  5. Desde Suresnes el PSOE ya no es el PSOE de Pablo Iglesias, de acuerdo. Pero a pesar de que hayan transcurrido 38 años desde aquello, el PSOE, como el PASOK o los socialistas franceses, sigue teniendo dejes de partido oligárquico de república bananera. ¿Tanto sería pedir que en el PSOE existan más Gerhards Schöders y menos Rubalcabas? Seguro que a la larga cosecharía mejores resultados electorales, y haría más bien que mal al país.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Disculpe usted...pero esta hablando de la prehistoria....La gente esta siendo arrojada a la calle...HOY...Lo que el PSOE y ESPAÑA necesita es DESAPARECER...Implosionar...Y no esta agonia lamentable y ridicula desde que estan los Borbones..

      Eliminar
  6. Las elecciones Gallegas...son como todas...(soy gallego...)....se ganan con las furgonetas...Pensionista paqui y palli...Luego podemos teorizar sonre si Iran es una dictadura..o lo es Venezuela...Lo cierto es que la calidad democratica Gallega..y Española..solo es homologable a la de cualquier pais de los llamados democraticos occidentales..o sea de nula paaca...Como se puede votar en conciencia en una pais asi...a mi me a tocado votar...y varias veces donde estoy enpadronado...mientras llegaban las furgonetas...o que me llamara la atencion alguna vez la presidente de la mesa..(en donde no hay cuarto oscuro..por votar a izq. unida..(ya me diran como lo sabia..)...alguna vez luego de emitir el voto me cruzo el policia nacional mirandome con gesto de : te tengo fichao..Lo entenderia si anduviera por la calle vestido de abertchale o palestino..en fin...ni vale la pena extenderse...porquer lo unico que se logra es aumentar la ficha personal de la UDICO y cualquier dia por dar mal un control de alcolemia apareces tirao en una cuneta o te cargan un muerto...

    ResponderEliminar